Largo es el camino de la enseñanza por medio de teoremas;
breve y eficaz por medio de ejemplos.

Lucius Annaeus Séneca (4 a. C.-65 d. C.)
, polímata romano

viernes, 16 de julio de 2021

Ovnis, una vez más. Día Mundial

Estas últimas semanas, un par de noticias me han transportado a mi primera juventud, allá por los finales de los años sesenta y comienzo de los setenta. Unas fechas en las que aún me movía entre una inocente y movible credulidad en su existencia de naturaleza extraterrestre, y un incipiente y fundamentado escepticismo.

El mismo que con la edad y el conocimiento científico, ha devenido en maduro y cuasi inamovible, pero es lo que tiene la ciencia y el valor de las pruebas como único indicador a seguir. Pero vamos a lo que nos trae.

Día Mundial del Ovni

El primero de estos sucedidos tuvo lugar la semana pasada, en concreto el viernes 2 de julio fecha en la que se celebró de manera oficial el Día Mundial del Ovni o World UFO Day, por ser éste el del conocido y suspecto ‘Incidente de Roswell’.

Ya sabe, ése según el cual, un objeto volador desconocido procedente del espacio, impactó en un rancho en Nuevo México, el 2 de julio de 1947, va para su septuagésimo quinto (75.º) aniversario.

Destacar de dicha celebración que es relativamente nueva pues data tan solo de principios de siglo, 2001, veinte años por tanto recién cumplidos.

Desde entonces, fanáticos de la ciencia ficción, afirmadores extremos de que no estamos solos en el cosmos, crédulos de los objetos voladores no identificados (ovnis), ignaros que consideran a la ufología como una ciencia y otros adeptos conspirativistas que en el mundo son, se reúnen en este señalado día para compartir pseudoteorías, supuestos hallazgos extraterrestres y, sobre todo, tengo para mí, divertirse con la idea de vida más allá de nuestro planeta y que viene a visitarnos de vez en cuando.

Acerca del término ‘ovni’

En su origen esta voz era un acrónimo, una sigla que puede pronunciarse como una palabra, procedente de la abreviatura de la expresión ‘objeto volador no identificado’ y se escribía con mayúsculas, OVNI.

En la actualidad, incorporada al léxico común del idioma, es un sustantivo común por lo que se escribe con todas las letras en minúsculas, haciendo su plural, si bien como acrónimo no lo tenía, los OVNI, de acuerdo con las normas generales del español, o sea, ovnis. Así que ovni, mejor que OVNI.

Del incidente aéreo desencadenante de este fenómeno social, fuera lo que fuera, poco que decir que no sepa, si bien es probable que ignore que el concepto en sí es algo posterior, pues no se creó hasta 1953, fue en el seno de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, y lo hizo bajo la denominación del acrónimo UFO (Unidentified Flying Object).

Y con él se hacía alusión a los objetos voladores no identificados que, ni decir tiene, existen. Claro que existen. Cualquiera que mire al cielo durante un rato puede descubrir más uno del que ignora su naturaleza, pues ya está, un ovni. Pero de ahí a asociarlo al concepto de ‘nave extraterrestre tripulada por alienígenas inteligentes’ dista un trecho que hay que recorrer con provisto de las carga de las pruebas. (Continuará)

[*] Introduzcan en [Buscar en el blog] las palabras en negrilla y cursiva, si desean ampliar información sobre ellas.

 

 


1 comentario :

Anónimo dijo...

¿Usted cree que nos visitan?