La incompatibilidad entre ciencia y religión es simple:
un científico no creerá nada hasta que lo vea, y
un hombre religioso no verá nada hasta que no crea en ello.

Charles Lyell (1797-1875), geólogo británico y fundador de la Geología moderna.

jueves, 23 de enero de 2020

¿Es lo mismo el vidrio que el cristal? Saber popular

Así, preguntado a bote pronto, es probable que más de uno piense (pensemos) que lo son, y buena prueba de ello es que muchos los utilizan (utilizamos) con frecuencia de forma indistinta, como si fueran sinónimos. Sin embargo, en puridad, nos equivocamos de pensamiento y obra porque no lo son, aunque no es menos cierto que la gravedad del error cometido depende de la persona que lo haga, el lenguaje que utilice y el contexto en el que se produzca. Es decir, depende de quién, cómo y dónde lo diga.
Saber popular: Más o menos son lo mismo
Si quien lo dice es un profano en la materia, utilizando el habla común de la mayoría de las personas y lo hace en un entorno cotidiano o familiar, en principio es admisible considerar que las dos palabras son equivalentes, por lo que se les puede dar el mismo uso. Como nos dice el refrán: ‘El buen vino, se bebe en cristal o en vidrio’. Bien.
En esta misma línea del saber popular, de utilizar las dos palabras prácticamente como sinónimas, se encuentran diferentes diccionarios que recogen para la entrada cristal algunas acepciones que lo describen como vidrio. Entre ellas:
1. “Vidrio incoloro y transparente”. (Diccionario de la lengua española © 2005 Espasa-Calpe).
2. “Vidrio endurecido, frágil, generalmente incoloro y transparente, que se obtiene al fundir a elevada temperatura diversas sustancias (principalmente arena silícea) y enfriarlas con rapidez”. (Diccionario Enciclopédico Vox 1 © 2009 Larousse Editorial).
3. “Vidrio, especialmente de alta calidad; pieza de vidrio u otra sustancia semejante que cubre un hueco de una ventana, vitrina, etcétera”. (Diccionario Real Academia Española 22.ª edición © 2001).
Pero, aun así, puestos a sacar punta a su supuesta semejanza, podríamos apuntar una pequeña diferencia al incorporar el matiz de la delicadeza, según el cual el cristal es un material trabajado de forma más delicada que el vidrio, cuyo resultado final es como más basto. En ese sentido parece ir el refranero: ‘Bebe el vino en vidrio, y si el vino es generoso, en cristal precioso’. Mejor.
Otro sí. En esta misma línea de exigencia diferenciadora, hay quien afirma saber si una copa o un vaso es de vidrio o de cristal, con solo tocarlos. Para él, la forma de saberlo es sencilla y fácil pues le basta con golpear su borde con la uña de un dedo de la mano. Si el sonido que produce es un ‘cling’ corto el objeto es de vidrio, mientras que si el choque digital produce un ‘cling’ más prolongado y con una bonita sonoridad, entonces se trata de una copa o vaso de cristal. Voilà.
Así de sencillo y fácil me han dicho que es, pero claro, estamos ante lo que llamamos el saber popular, ¿diría lo mismo un profesional que trabaje con estos materiales? ¿y un científico que los estudie en su laboratorio? (Continuará)
[*] Introduzcan en [Buscar en el blog] las palabras en negrilla y cursiva, si desean ampliar información sobre ellas.


No hay comentarios :