Un organismo se alimenta de entropía negativa.

Erwin Schrödinger, físico austríaco (1887-1961)

domingo, 25 de marzo de 2018

Decir “gripe española” es correcto

(Continuación) Vayamos con la primera de las premisas del argumentario, la de localización.
Han de saber que las denominaciones geográficas como recurso gramatical para referirse a las gripes, se han utilizado desde el siglo XVIII. Por lo general estas pandemias han recibido el nombre del país en el que se ha originado o se ha manifestado de manera pública y así, a lo largo de estos últimos tiempos hemos tenido varias.
Otras gripes geográficas
Sin intención alguna de agotar el tema en su fondo, ni ánimo de ser exhaustivo en su relación formal, éstas fueron algunas por orden cronológico.
La “gripe rusa” (1889-1890), una pandemia severa por su extensión que tuvo su origen en Asia Central, llegando a Rusia desde donde se transmitió por toda Europa. Se estima que causó la muerte de aproximadamente un millón (1 000 000) de personas en todo el mundo. La ya citada “gripe española” (1918-1919), también severa por su expansión y que algunos exégetas consideran, por su extremada virulencia, como “la madre de todas las pandemias”. La “gripe italiana” (1946-1947), por su extensión una epidemia leve. La “gripe asiática” (1957-1958), por su extensión una pandemia severa que se inició en Pekín y en apenas diez meses se había difundido por todo el mundo.
La “gripe de Hong Kong” (1968-1970), fue la tercera pandemia de gripe del siglo XX y en su propagación moderada siguió las mismas líneas de difusión de la “gripe asiática”. Se la conoció también como “gripe aviar” y fue la primera vez que se pudo confirmar que el virus de la gripe aviar, se había transmitido directamente de las aves a los humanos. La pandemia de 1977-1978, de carácter leve, fue “bautizada” también como “gripe rusa” aunque no tiene ninguna relación con la de finales del siglo XIX. Por último la “gripe porcina” (2009-2010), extremadamente leve y declarada pandemia por la Organización Mundial de la Salud OMS.
Segunda premisa del argumentario
Y segunda la de posicionamiento, vuelvo con las premisas del argumentario acerca de la corrección en el uso de la expresión “gripe española”. Posicionamiento entendido como juicio de valor o parecer personal acerca de algo.
En un principio dicha denominación geográfica, no tiene por qué ser una valoración ética o moral  injuriosa contra ningún país, ni transmitir un mensaje despectivo o desdeñoso, que le haga merecedora de un tratamiento de rechazo. (Continuará)
[*] Introduzcan en [Buscar en el blog] las palabras en negrilla y cursiva, si desean ampliar información sobre ellas.

ÍNDICE



1 comentario :

Anónimo dijo...

Muy completo, espero que siga. No vendria nada mal un índice.
Felicitaciones por el blog.