Es el Sol el que gira en torno a la Tierra, eso lo ve cualquiera ...

Claudio Tolomeo
, astrónomo, geógrafo y matemático greco-egipcio (100-170)

martes, 26 de julio de 2016

¿Hace ruido el árbol que cae, si no hay nadie para oírlo?

Si están leyendo estas líneas es señal de que comparten mi impresión sobre el doblete de catas sónico-meloneras.

Al menos sobre la primera que, como les dije, se me antoja anda entre lo filosófico y lo científico. Entro en ella sin más dilación ¿Hace ruido el árbol que cae, si no hay nadie para oírlo?

Trato de poner sobre esta mesa bloguera, si es un hecho o no, un árbol que cae y hace ruido cuando no hay nadie que lo oiga. Parece un trabalenguas pero nada más lejos de eso.

De forma algo torpe les estoy tratando de plantear si el universo existe, independiente de que alguien esté ahí para percibirlo.

Y como especie animal que por ahora vive en este planeta, ¿cuál es nuestro papel en el universo? ¿Lo tenemos acaso? ¿O nos lo asignamos nosotros mismos?

Lo dejo aquí, pero acompañado de otro envite.

Y para ello vuelvo al principio, a la intrigante frase de la película Alien, “En el espacio nadie puede oír tus gritos”, y le doy una vuelta de tuerca más.

Sabemos que se puede oír en el espacio, mediante equipos de comunicación que manejen ondas electromagnéticas. Bien. Pero estarán conmigo que son producidas por el hombre, es decir que se trata de un sonido de naturaleza humana.

La cuestión es: ¿tiene sonidos el universo, ajenos a los que nosotros producimos?

¿Tiene sus propios sonidos el Universo?
Del inquietante eslogan con el que se publicitó la película de ciencia-ficción ya hemos hablado y comentado que sus guionistas dieron en el clavo científico.

El sonido necesita de un medio material para propagarse y en el espacio interestelar, no solo hay apenas nada sino que, además, ese apenas está demasiado separado.

De ahí que casi todas las películas del género cometan un error científico al obsequiarnos con explosiones y potentes rugidos de los motores de hiperpropulsión.

Casi todas y no todas, digo bien, porque seguro que se les ha venido a la mente, al menos una. Sí, 2001: Una Odisea del espacio (1968) ¡Cuál si no! Una honrosa excepción, estarán conmigo.

No, el sonido como tal, no se propaga por el espacio.

Lo que no significa que el universo no produzca y tenga sus propios sonidos. Es el segundo lugar por el que calo el melón del sonido espacial ¿Dispone el hombre de alguna grabación con sonidos extraterrestres?



No hay comentarios :